19 septiembre 2010

Un Madrid en 'rojo y blanco'

El Real Madrid no siempre ha vestido su blanco inmaculado, recordemos que hasta mediados de los años 60 las medias del conjunto merengue eran de color negro. En cuanto a las segundas equipaciones, el club de Chamartín siempre ha sido más tradicional manteniendo el color morado o azul como colores para jugar de visitante, aunque no siempre...

Fue en la década de los 70, casi diez años antes de que el Real Madrid firmara con la firma alemana Adidas su primer contrato con una gran empresa de ropa deportiva y mucho antes de que vender camisetas se convirtiera en uno de los negocios clave de cualquier equipo de fútbol. Por aquel entonces los uniformes se compraban a almacenes textiles, sin que en ellos apareciera logotipo ninguno.

El 10 de marzo de 1973, el Real Madrid visitaba el estadio Ninian Park para enfrentarse al Cardiff. Se trataba del encuentro de ida de los cuartos de final de la Recopa. El equipo galés vestía con camiseta azul y pantalones y medias blancas, utilizando a la vez los mismos tonos que los presentes en los dos uniformes del Real Madrid. Así­ que el conjunto blanco decidió aquel día ser rojo de la cabeza a los pies. Las cosas no le fueron excesivamente bien, puesto que cayeron por 1-0, aunque en la vuelta disputada en Chamartín lograron remontar la eliminatoria.

Dos años después, el Madrid volvió a vestir de rojo. De nuevo fue en un desplazamiento europeo, esta vez en cuartos de final de la Copa de Europa. En Odessa se enfrentaban al Dynamo de Kiev, y en ese encuentro en el que Mariano García Remón se convirtió en el mí­tico 'Gato de Odessa' al mantener la porterí­a madridista a cero, los diez jugadores de campo vistieron de rojo (salvo las medias, que esta vez fueron blancas). Tras las tablas de la ida, de nuevo el Madrid solventó la eliminatoria en su feudo, ganando por 2-0.

Esas camisetas rojas que utilizaron los jugadores de campo no eran más que jerseys de porteros reutilizados. El cambio se produjo en ambos partidos por cuestiones prácticas, para no coincidir con los uniformes del rival. Dado los tiempos que corren en donde el Marketing es pieza esencial, no me extrañaría que un buen día, la marca que viste al Madrid decida sacar una lí­nea de camisetas del equipo en rojo para disputar la Champions League, ya que el club blanco ha pasado todas las eliminatorias en las que ha disputado un encuentro de rojo. Tiempo al tiempo.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada